lunes, 11 de julio de 2016

ANIMÉ 102: ¿Cómo continuar viendo animé?

SEGUNDA PARTE. Para los que no leyeron la entrada anterior (ANIMÉ 101: ¿Cómo comenzar a ver animé?) puede resumirse de la siguiente manera:
  • El animé (o “animación japonesa”) es un medio (un medio visual, más exactamente) y no un género. Por ende, es otra manera de contar una historia (igual que el cine, los cómics y los cuentos).
  • No es necesariamente para niños, y tiene géneros tan variados como otros medios (o incluso más): robots (mecha), slice of life, terror psicológico, sobrenatural, comedia, drama, shonen, ecchi, harem, etc, etc, etc. Hay muchísimos géneros.
  • Puede venir en formato de largometrajes, mediometrajes (series) y cortos (OVA´s). Las series pueden ser cortas (10-12 episodios) de mediana longitud (20-60 episodios), extensas (+100 episodios) y “eternas” (algunas siguen en emisión con más de 700 episodios hasta ahora).
  • Tiene un estilo de animación particular (con tendencias y características bien definidas) que lo alejan de la animación occidental tradicional.
  • Death Note (2006) y Full Metal Alchemist: Brotherhood (2009) son dos excelentes animés para iniciarse.
  • Neon Genesis Evangelion (1995), Cowboy Bebop (1998) y Dragon Ball Z (1989) son tres de los considerados “esenciales”.
  • Psycho-Pass (2012), Attack on Titan (2013) y Sword Art Online (2012) son tres de los considerados “mainstream” (populares, cuentan con grandes medios para su producción y comercialización, por lo que llegan con gran facilidad al público en general).
  • Puede verse animé descargando por torrents (cough… cough), a través de sitios como Vimeo, Youtube o Jkanime.net o bien con servidores como Netflix y Crunchyroll.

Si ya quedó toda esa primera parte clara (y probablemente viste todos esos animés) es hora de avanzar un poco más.

El segundo paso involucra ir más allá de lo considerado clásico y/o esencial, y buscar un poco más lejos que lo mainstream (que nos llega prácticamente sin que lo pidamos). Por eso, lo que voy a hacer acá es recomendar 10 animés que disfruté mucho en el último tiempo y me parecen destacables. Algunos son recientes, otros no tanto.

La lista es muy personal y pueden no estar de acuerdo, por eso voy a tratar de indicar los motivos que hacen de ese animé algo memorable. La idea es abarcar varios géneros.

TRES ACLARACIONES: (1) omito de esta lista (y por razones obvias) los 5 animés que incluí en mi post sobre lo mejor del año 2015. (2) no están en ningún orden especial.


...y (3) no incluyo películas, porque esas merecen un post aparte. (Sorry, Akira)

En esta lista tampoco puse a Fooly Cooly (2000), Grimgar of Fantasy and Ash (2016) y Erased (2016), ya que los tres tuvieron sus notas en el pasado.

Baccano! (2007)

Género: aventura / comedia / fantasía / romance
Concepto: cuatro historias diferentes (pero interconectadas) se muestran al mismo tiempo, con un elenco inmenso donde ninguno es el verdadero protagonista. Violencia, un asalto a un tren, gángsters inmortales, monstruos amenazadores y una vibra muy “pulp fiction”, muy tarantinesca.
Duración: 13 episodios.
Atractivo: más allá de unos primeros episodios muy confusos (por la forma desordenada de contar la historia, y la gran cantidad de personajes), Baccano! Equilibra acción, suspenso, comedia, personajes inolvidables y una narrativa interesante. Es uno de los pocos animés que vi con una influencia muy occidental. La música es impecable y el opening está entre mis favoritos de todos los tiempos.
Para tener en cuenta: los primeros tres episodios de Baccano son muy difíciles de seguir. La historia no-lineal complica muchísimo. (Quizás hasta habría sido más popular de haber seguido un orden cronológico). Pero las piezas comienzan a caer en su lugar progresivamente. El punto fuerte de la serie está en su punto medio y final, cuando todo comienza a cobrar sentido.

Hyouka (2012)

Género: misterio / comedia / romance
Concepto: acompañado por sus amigos del Club Clásico, el aletargado e inmutable Houtarou Oreki se involucra en pequeños enigmas que rodean a su escuela y la ciudad donde vive. 
Hyouka es animé de misterio con mucha sutileza y estilo que rompe con los moldes tradicionales.
Duración: 22 episodios.

Atractivo: la verdad es que le debo un post entero a este serie. Utiliza los elementos clásicos de animés de secundaria (lindas chicas, un arco argumental en un festival, un día en las aguas termales, etc) pero  les da una vuelta y los aprovecha en pos de una narrativa sutil y compleja. 
Los misterios son pequeños, banales, inconsecuentes, pero nos permiten adentrarnos en la psicología de cada uno de los personajes.

Para tener en cuenta: si bien pertenece al género detectivesco, no esperen algo cargado de adrenalina como Death Note. Hyuoka es todo menos tradicional. Presenta personajes tridimensionales, ingeniosos misterios (muy agradables y perspicaces) y es visualmente perfecta.

Kabaneri of the Iron Fortress (2016)

Género: acción / terror / post-apocalíptico / steampunk
Concepto: un virus aparece durante la revolución industrial. Los humanos afectados se convierten en Kabane, criaturas agresivas y muertas-vivas. Cuando la fortaleza de la estación Aragane es penetrada, un joven ingeniero (Ikoma) tiene la oportunidad de probar las armas que estuvo diseñando para contraatacar, pero es infectado en el proceso.
Duración: 12 episodios.
Atractivo: visualmente impresionante, acción desenfrenada, ZOMBIES (si bien son una especie particular, ya que pueden correr, tomar decisiones lógicas y utilizar sables) y muchísima testosterona. La premisa es más bien genérica, ¿pero quién dijo que todos los animés tienen que ser profundos y filosóficos? Kabaneri of the Iron Fortress te dice exactamente cómo va a ser desde el principio: violento, exagerado, explosivo, y en ese sentido no decepciona. La música es muy destacable.
Para tener en cuenta: del mismo director de Attack on Titan (Tetsuro Araki) y el estudio de producción de Code Geass (Wit Studio), es el animé ideal para mantener los niveles de adrenalina altos mientras esperamos la gloriosa venida de la segunda temporada de AoT. Además, vamos, tiene zombies, ese dichoso placer culposo.

Fate/Zero (2011)

Género: acción / fantasía / sobrenatural / drama
Concepto: ubicado en nuestros tiempos, este animé de fantasía se desarrolla alrededor de siete magos combatiendo en un torneo de tipo Battle Royale, en un intento de hacerse con el Santo Grial, un artefacto capaz de conceder cualquier tipo de deseo. Cada mago es acompañado por un héroe de mitos y leyendas. Alianzas, secretos, traiciones y grandes batallas suceden hasta que el último equipo quede en pie.
Duración: 25 episodios (+25 de UBW, su continuación).
Atractivo: Fate/Zero es una de las mejores cosas que le sucedió al animé de fantasía en el último tiempo, y puso la vara muy alta para las historias de acción. Deslumbra desde lo técnico (el estudio Ufotable hizo maravillas), la narrativa es atrapante y todos los personajes están muy bien desarrollados. Es dinámica, explora temas filosóficas complejos y presenta una historia excelente. Es absolutamente imperdible y uno de mis grandes favoritos.
Para tener en cuenta: Fate/Zero es la precuela de Fate Stay Night (2006), que recibió críticas mixtas tirando a negativas. El estudio de producción Ufotable realizó el año pasado una remake de Fate Stay Night que funciona como continuación directa de Fate/Zero, y es una OBRA DE ARTE: Fate Stay Night: Unlimited Blade Works (2015) es impresionante. No por nada lo consideré lo mejor del animé del año pasado.

Paranoia Agent (2004)

Género: thriller psicológico / terror / misterio
Concepto: en las calles de Tokyo aparece una sombría amenaza: Shonen Bat, un joven en rollers que golpea en la cabeza a las personas con un bate de oro. Los ataques aparentemente desconectados y azarosos pronto se convierten en investigación policial y foco de los medios. Surge la pregunta: ¿hay un patrón entre tanto caos?
Duración: 13 episodios.
Atractivo: Satoshi Kon fue uno de los grandes directores de animación japonesa. Películas como Perfect Blue y Paprika se encuentran siempre entre las alabanzas de la crítica. Paranoia Agent es su única serie, y es relativamente corta. Además, es producida por Madhouse (otro sello de calidad). Tiene una forma muy particular de explorar varios géneros y temáticas oscuras: trastornos de personalidad múltiple, atracciones incestuosas, desórdenes mentales, histeria en masa, etc.
Para tener en cuenta: Fue muy influenciada por la obra de David Lynch en cuanto a recursos de estilo y sonoros. La serie tiene muchas similitudes con Carretera Perdida y Mulholland Drive, ambas de Lynch. Hay que tenerle paciencia. Si bien todo apunta a ser de tipo antológica, con historias sin relación una con otra (más allá del villano/monstruo), los personajes y los arcos argumentales comienzan a revelar una trama más grande a medida que avanza. Es perturbadora en el mejor sentido de la palabra.

Steins;Gate (2011)

Género: ciencia ficción / misterio / romance
Concepto: el auto-proclamado “científico loco” Rintarou Okabe inventa, accidentalmente, un microondas capaz que enviar mensajes de texto al pasado, alterando el flujo de la historia. La trama nos adentra en las profundidas de la teoría científica sobre viajes en el tiempo, donde Okabe comprenderá las responsabilidades atadas a tener la llave para manipular el tiempo.
Duración: 24 episodios (+ 1 OVA y 1 película)
Atractivo: Steins;Gate es una serie muy entretenida que no tiene miedo de trabajar varios conceptos científicos. El foco está puesto en el drama humano y los personajes, que son todos memorables. Es creativa la forma en la que se viaja en el tiempo, y las reglas están claras. Si bien el tema no es nuevo, está ejecutado de forma maravillosa.

Para tener en cuenta: no es fácil recomendar este animé. Cuesta meterse en la historia (creo que levanta en serio a partir del capítulo 5) pero una vez que llega a la mitad, se vuelve adictiva. La encontré súper ingeniosa, pero no especialmente fácil de seguir. Definitivamente recomendable para fans de los viajes en el tiempo (de hecho, estuvo muy influenciado por la segunda película de Volver al Futuro).

Madoka Magica (2011)

Género: acción / drama / suspenso / Magical Girl
Concepto: la estudiante de secundaria Madoka Kaname descubre que su mundo es oscuro y tétrico, rodeado de brujas y creaturas que sólo Chicas Mágicas pueden derrotar. Pero en esta historia, nada es realmente lo que parece, y quienes aparentan ser buenos poseen secretos terribles.
Duración: 12 episodios.
Atractivo: Madoka Magica es usualmente considerada una deconstrucción del género de las chicas mágicas. Imagínense una especie de Sailor Moon mucho más madura y oscura. Acá todos los personajes son moralmente cuestionables, las muertes están presentes (y son horribles) y el tono es bastante más sombrío. La serie toma todos los elementos clásicos del género y los enrosca, los convierte en algo diferente.
Para tener en cuenta: no sólo la serie es muy llevadera y divertida, sino que además se torna progresivamente más seria. Hay un par de giros argumentales que me parecieron completamente impredecibles, casi sin precedentes. Hoy es más común ver este tipo de series oscuras y psicológicas, pero hace cinco o seis años no había nada igual.

 

School Rumble (2005)

Género: comedia /romance / parodia
Concepto: Tenma Tsukamoto, estudiante de segundo año, está decidida a confesarse ante su amor secreto. El delincuente Kenji Harima está en una situación similar. Entre la escuela, amigos, rivalidades y jóvenes, ambos van a descubrir que el romance escolar no es nada sencillo, especialmente cuando los malos entendidos y enredos complican todas y cada una de las situaciones en las que se ven envueltos.
Duración: 56 episodios.
Atractivo: le tengo un cariño especial a School Rumble. Fue uno de mis primeros animés que vi “de grande” y que me enamoraron. Es muy divertido, muy original en cuanto a las situaciones desopilantes que presenta y tiene una dinámica compleja entre los personajes (hay mapas y guías para entender quién gusta de quién). El argumento es más bien secundario, porque la comedia toma el lugar principal.
Para tener en cuenta: el animé es principalmente comedia. Utiliza muchos elementos clásicos del género y parodia a muchas obras de ficción conocidas. Tiene episodios que son para descostillarse de risa. Hay algo de fanservice (lo justo y necesario para este tipo de historias) y una buena dosis de humor.


Serial Experiments Lain (1998)

Género: terror psicológico / ciberpunk / ciencia ficción
Concepto: situado en el día y tiempo presente, este thriller nos introduce a Lain Iwakura, y cómo va metiéndose dentro de la Wired (una red de comunicaciones global similar a Internet). El conflicto se dispara cuando una chica se suicida y empieza a enviarle e-mails (pos muerta) a la protagonista.
Duración: 13 episodios.
Atractivo:  en una época donde Internet apenas empezaba a aparecer, Serial Experiments Lain fue el primer animé que verdaderamente capturó las ataduras sociales y emocionales que provocaría la aparición de mundos virtuales, y cómo la realidad puede aparecerse difusa cuando dividís tu tiempo entre el mundo real y el de Internet. Pero, además, la serie explora temáticas relacionadas con el existencialismo, la teología, las enfermedades mentales y la depresión. No por nada existen miles de artículos analizando la historia en profundidad.
Para tener en cuenta: pocos animés son tan analizados y discutidos vigorosamente como Serial Experiments Lain, tanto en los círculos de fans como en el mundo académico. Esta serie es tan confusa como cualquier película de Satoshi Kon, y como el mismo Neon Genesis Evangelion. Es importante mencionar este hecho, si bien su surrealismo no evita que sea una historia altamente gratificante.

Shirobako (2015)

Género: slice of life / comedia
Concepto: un animé sobre cómo se hace animé. La historia de cinco amigas inmersas en el mundo de la creación de animación japonesa, si bien no todo es tan perfecto como lo imaginaron en la secundaria. La industria de la animación es más difícil y agresiva de lo que ellas imaginaron.
Duración: 24 episodios.
Atractivo: nunca antes había visto una serie tan instructiva. Es muy interesante para conocer cómo se hace el animé, y entender cómo ha cambiado con el tiempo. ¿Qué hace un keyframer? ¿Qué hace un asistente de producción? ¿Cómo se trabajan las voces? Todo esto se muestra con lujo de detalle en Shirobako. Hay también algo de comedia (y un toque de drama) que hacen de la historia algo muy ameno.
Para tener en cuenta: no sólo habla sobre cómo hacer animé, sino también sobre crecer y encontrar un trabajo / pasión / proyecto de vida. Al final del día, es una historia de tipo coming-of-age, y bastante particular. Lo que la hace diferente es cómo incorpora brillantemente múltiples historias con pequeñas notas informativas, sin perder el foco y manteniendo fluidez narrativa. Hay un balance muy cuidado, muy preciso. Recomendado sólo para los que tengan un conocimiento más o menos previo sobre el animé y sus elementos más característicos.

Ahí los tienen. 10 animés que recomiendo para los que ya están iniciados en este mundo. ¿Cuál agregarían a la lista? ¡Dejen sus comentarios! (Y si no me gustan, los borro). Sayōnara.

………………………………………………………………………………………………….


………………………………………………………………………………………………….


 Podés seguir las nuevas notas y novedades (además de humor y críticas de cine) en mi fan-page: http://www.facebook.com/sivoriluciano. Si te gustó, ¡compartilo o dejá un comentario!

2 comentarios:

  1. Yo conozco más de historietas de DC y de Marvel, como algunas de sus adaptaciones a series y películas animadas. Y ultimamente de otras editoriales.
    Así que no sé tanto de anime. He visto Astroboy, Capitán Harloc (O Capitán Raimar).
    Y de lo que mencionás Dragon Ball, que estuvo alguna vez de moda. Más de Los Caballeros de Zodíaco.

    Y de las películas, vi Akira. Creo que es lo mejor que vi de anime. O tal vez sea Claymore, me gustó mucho.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claymore la debo todavía.
      Guarda con Dragon Ball... "Super" ya dejó de apostar, y sigue la serie se mantiene entre los primeros 10 lugares de las series de animé en japón.
      Akira es memorable pero, como dije, peliculas de animé queda para la próxima.

      Eliminar

Quizás te pueda llegar a interesar...