lunes, 31 de octubre de 2016

“Branded” (Código oculto): cuando los trailers mienten


En un Moscú futurista, donde las marcas corporativas han creado una población desilusionada, un hombre se esfuerza por desbloquear la verdad detrás de una conspiración que disparará una épica batalla contra las ocultas fuerzas que controlan a nuestro mundo.


O, por lo menos, eso vendía el avance de Branded.

***

Estoy cansado de los trailers que te mienten descaradamente, editándolo de tal forma que el producto final no tiene absolutamente nada que ver con lo que promocionaron en un principio. Exactamente eso me pasó con Branded (2012), traducida en Latinoamérica como Código oculto.

Se trata de una producción rusa e independiente que, paradójicamente, está hablada en inglés. Tiene algunas escenas muy memorables, otras bizarramente geniales, unos efectos de dudosa calidad y un par de momentos que son un absoluto WHAT THE FUCK.

Sólo miren el maldito poster y díganme si no pinta una película delirante y entretenida para mirar con un par de cervezas encima. 

► Este es el avance:


Lo cierto es que no sé si esta película es una basura absoluta o un potencial clásico de culto.  Su ritmo es desbalanceado, hay escenas que no tienen nada que ver con nada y no pega en lo absoluto con el estereotipo de películas contemporáneas. Hay algo en la historia que recuerda al cine de Kubrick, pero muy superficialmente.

Yendo a lo concreto, esperaba una divertida película sobre monstruos y me encontré con una exposición soporífera sobre la maldad inherente del capitalismo y donde cualquier tipo de lógica argumental se va por el inodoro.



Hay quienes van a poder encontrar la profundidad entre los límites de lo absurdo que presenta la historia, pero yo la encontré apenas llevadera y, por sobre todo, fallida. Pero: ¿es eso, o hay algo más? Para una película que habla sobre los peligros de la publicidad, quizás hay una ironía en el hecho de que no pueda cumplir con las expectativas de su propia campaña de publicidad.

Uno de los grandes problemas es que se tarda una hora, y una buena cantidad de escenas que no van para ningún lado, para que la cinta se vuelva medianamente interesante. 

El cambio de tono es muy abrupto y no termina de encajar, pero al menos se empieza a parecer un poco más a lo que el trailer vendía. Sólo para terminar rápidamente y con un final poco satisfactorio.

Prefiero no revelar demasiado de la trama para que cada uno pueda tener su propia opinión al respecto. Está disponible en Netflix o puede descargarse por torrents fácilmente. Sin duda es original, y bastante diferente a lo que uno está acostumbrado. Pero diferente no siempre es sinónimo de calidad. Así y todo, creo que puedo llegar a entender a quien la vea y le parezca una genialidad.

Lo digo también porque Branded me recordó un poco a Cabin in the Woods (que salió por la misma época) en cuanto a lo bizarro de la propuesta y las expectativas que yo tenía.

Cuando vi Cabin in the Woods por primera vez (una película que esperaba con muchas ansias) la odié. Me pareció una basura, un experimento burdo, una parodia con actuaciones pésimas, diálogos clichés, y momentos olvidables. Tuvo mucho que ver la gente con la que la vi (gente bastante cerrada a películas fuera de lo convencional).

Con el tiempo la aprecié mucho más, y hoy (habiéndola visto varias veces ya) la considero una obra maestra del cine de terror. No sólo es terriblemente divertida, sino que además todo lo que muestra es adrede, y tiene cosas espectaculares. Es tremendo cómo me fue cambiando la cabeza para comenzar a ver esta historia con mejores ojos. 

Hoy en día la banco a muerte.

Entonces, no sé, quizás Branded necesito verla un par de veces más para que pueda determinar si es un posible clásico de culto o si está destinada al olvido eterno. A lo mejor, la forma en la que se promocionó tuvo sus motivaciones, y quizás la historia funciona de formas que todavía no comprendo del todo.


Eso, o la película es un asco. Si quieren y pueden, véanla. Después me cuentan.

………………………………………………………………………………………………….


………………………………………………………………………………………………….


 Podés seguir las nuevas notas y novedades (además de humor y críticas de cine) en mi fan-page: http://www.facebook.com/sivoriluciano. Si te gustó, ¡compartilo o dejá un comentario!

10 comentarios:

  1. Que trailer tan extraño.
    ¿Así que la película es cualquier otra cosa?

    Cabin in the woods me gustó desde el primer momento, por su tono de parodia, de explotar todos los cliches. Con un giro argumental, con personajes que rompen los estereotipos, al menos un personaje.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro, de nuevo, la película es bastante diferente a ese trailer. Por eso mi enojo, jaja.

      Eliminar
  2. ¡El trailer es genial! Compro, compro totalmente XD Quién te dice que la estrategia de marketing no fue a propósito, eh :P Tengo que verla.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  3. La mire 20/25 minutos y me dije: naaa... ni ahi sigo ! Fin. ( de nada por NetFlix )

    ResponderEliminar
  4. Luciano,¿No podría ser esto un caso de metalenguaje? Para demostrar lo falso de los comerciales ellos hicieron lo mismo con la película; vender un producto (escena) que al final no está ni es lo que esperabas... Quizás estos chicos rusos sean visionarios, cultos e incomprendidos, y nosotros unos simples proles ignorantes jeje

    El metalenguaje en la ficción es complicada de representar y es muy fácil caer en el error. Mas aún recuerdo unos pocos casos que merecen la pena nombrar. En la desaparición de haruhi suzumiya ocurre un evento que lleva a los protagonistas estar atrapados en un loop de tiempo (Agosto, en este caso) y para representar eso los creadores repitieron el mismo episodio cerca de 8 veces (no estoy muy seguro) hasta que los personajes se dieron cuenta. El videojuego tan amado y criticado Metal Gear Solid V:The Phantom Pain permite una interpretación en su segundo capitulo que muestra que "la guerra es siempre lo mismo", que el trabajo de los mercenarios es tan sólo matar y que ha medida que va pasando el tiempo son incapaces de ver el peso de su insana rutina. Ésto, el videojuego lo hace obligándote a repetir una ingente cantidad de misiones... Aunque es sólo una interpretación más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una posibilidad que yo también consideré. Sin dudas es muy posible.

      Eliminar
  5. Me gustó lo del cambio de opinión, es muy común que pase... El otro día vi de nuevo Ed Wood diciéndole a mi compañera que era una de las películas de mi vida y luego de verla me pregunté por qué había exagerado tanto en su momento....

    En fin, cosas que pasan con el cine 🎦...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pucha, no vi Ed Wood todavía. La debo.
      Sí, che, me pasa seguido de hecho. Especialmente creo que pasa con las películas de la infancia, esas que te encantaban y cuando las ves de grande decís: "¡qué chafa!"

      Eliminar

Quizás te pueda llegar a interesar...