martes, 11 de abril de 2017

“Portal 2: Lab Rat”, el cómic oficial de Portal


Desde que tuve al peque, descubrí que los tiempos de ocio se vuelven todavía más escasos. Por eso comencé a enfocarme en juegos más cortos, de esos que pueden terminarse en un par de horas.

Entre ellos, el Portal 1 me obsesionó completamente. 

Este FPS (First Person Shooter) del año 2007 tiene la particularidad de ser un juego de plataformas y rompecabezas donde no tenés que matar a (casi) nadie. Tiene una duración muy corta. 3 o 4 horas alcanzan para finalizar lo que sería el “modo historia”.

Como lo indica el nombre, el elemento fundacional del juego es una pistola capaz de crear portales, puertas de doble-entrada que permiten ingresar por un extremo y salir por el otro. De esta forma pueden resolverse los variadísimos desafíos que se van presentando.

La protagonista del juego es Chell, una humana que despierta como un reacio sujeto de pruebas para un Centro de Investigación abandonado, salvo por la presencia de una Inteligencia Artificial (GlaDOS) que parece no ser exactamente quien dice ser.

Portal 1 es fascinante por la creatividad que exhibe, la historia sencilla pero atrapante y la gran cantidad de easter eggs incluidos en un juego tan breve. Pero hoy no es mi intención enfocarme en este primer juego, sino más bien en el cómic Portal 2: Lab Rat.

***

Lab Rat es el cómic oficial de la franquicia que une los puntos entre Portal 1 y Portal 2. Es muy cortito (dos partes de 14 páginas) y puede leerse online en varios sitios de Internet o en el sitio oficial.


El protagonista es Doug Rattmann, apodado Rat Man, un trabajador en Aperture Science con un historial de esquizofrenia, que sobrevive a los intentos de la supercomputadora GLaDOS de matar a todo empleado en las instalaciones cuando es iniciada por primera vez.

A lo largo del primer juego, se va volviendo evidente que Doug está observando desde las sombras cómo Chell es probada por GLaDOS

También vemos cosas que él mismo fue dejando, por ejmplo el célebre mensaje que se popularizó en un meme: The Cake Is a Lie.

Portal 2: Lab Rat se lanzó en abril de 2011 como un proyecto entre artistas famosos (Michael Avon Oeming y Jay Pinkerton) y Valve. Quienes hayan jugado el primero y se coparon con la trama, pueden ver cómo el final de Portal 1 se conecta con el principio de Portal 2 en esta historia.

El diseño estético del cómic es hermoso, pero lo más interesante es la inmensa cantidad de referencias y cosas curiosas que contiene. Al igual que el primer juego, es tan conciso que puede leerse de un tirón (en media hora) y luego pasar una buena cantidad de tiempo apreciando las cuestiones ocultas y los easter eggs.

Por ejemplo, en la página 8 hay un mensaje en binario al final del formulario de Chell. Si se convierte en ASCII, puede leerse "The cake is a lie”. Curiosidades similares abundan.

A lo largo del cómic, se revela que Doug trabajó en la pistola de portales y que era el único que expresó dudas sobre GlaDOS.

Decía que uno siempre puede elegir ignorar su propia conciencia. Sus miedos se ven completamente justificados cuando se desata la catástrofe: la computadora envenena a todo el personal del laboratorio con neurotóxinas. Lo hace durante el día de "Trae a tu hijo al trabajo" (motivo por el cual pueden verse restos de ese fatídico día a medida que avanzamos en el Portal 1).

El Hombre Rata sobrevive escabulléndose a través de las distintas partes del complejo, siempre evadiendo a GlaDOS (que, activamente, busca cazarlo). En el primer Portal puede ingresarse, colocando los portales de formas estratégicas, en sus cinco madrigueras (se encuentran entre los niveles 16 y 19).

Actuando bajo una corazonada (un lindo giro argumental que presenta el final del cómic, y que no pienso revelar) irrumpe en la habitación de presentación de los sujetos de prueba y reacomoda el nombre de Chell en el primer lugar de la lista, lo cual conduce a los eventos del primer juego.



► Portal 2: Lab Rat es una muy linda historia para completar la trama del primer Portal y llenar algunos espacios en blanco. Por su disponibilidad y corta duración, se lo recomiendo a cualquiera que haya jugado este fascinante juego.

***

«La realidad es una historia que la mente se cuenta a sí misma. Una estructura artificial creada por el intercambio de iones de calcio de millones de sinapsis neuronales. Una verdad tan extraña que solo puede ser desmentida en existencia. Y nuestra mente puede mentir. Nunca lo dudes...»

— Doug Rattmann.


………………………………………………………………………………………………….


………………………………………………………………………………………………….


 Podés seguir las nuevas notas y novedades (además de humor y críticas de cine) en mi fan-page: http://www.facebook.com/sivoriluciano. Si te gustó, ¡compartilo o dejá un comentario!

4 comentarios:

  1. Estoy un poco distanciado de los juegos, a veces conozco los modos historias que se suben a youtube, a veces los personajes. Pero me interesan las historietas, de las cuales algunas conozco por youtube.
    Esta parece interesante, todo un tema lo de las inteligencias artificiales asesinas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puede leerse tranquilamente en Internet, en español y en veinte minutos, a lo sumo media hora. Vale la pena.

      Eliminar
  2. Ha pasado un tiempo desde la ultima vez que comenté aquí. Espero que te esté yendo muy bien con tu hijo, Luciano y te deseo lo mejor. Referente al tema y a la vez no. Me encantaría recomendarte dos videojuegos que son cortos pero espectaculares, quizás de los mejor que jugué el año pasado. Son Inside y Firewatch. Muy distintos entre sí pero con un muy potente mensaje. Estoy seguro de que te encantarán, en especial Firewatch que toca unos temas sobre la familia y el pesar de la conciencia... Cuídate mucho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Me agendo Firewatch. No jugué INSIDE todavía, pero sí sé que es la continuación de LIMBO, que lo terminé hace poquito (gran juego). Este fin de semana largo, en las horas que pueda, arranco el SuperHot.
      ¡Saludos!

      Eliminar

Quizás te pueda llegar a interesar...