sábado, 9 de febrero de 2013

“El alquimista” (novela, 1988)



Autor: Paulo Coelho (Brasil)
Género: realismo mágico
Leído: en pasillos del hotel de mi abuelo, Cnel. Pringles.

Este libro es muy especial para mí. Fue uno de los primeros que leí por ocio (sin que nadie me mandara) y despertó una pequeña llama que ardería por los libros durante toda mi vida. Tendría unos 12 o 13 años. También generó en mi cabeza muchas dudas en cuanto a lo real y lo mágico. No sólo es la novela más conocida de Paulo Coelho, sino que además es la más representativa de su estilo de escritura.

Cuenta la historia que Coelho escribió el relato en solo dos semanas porque la historia "ya estaba escrita en su alma". En realidad, este autor se destaca por una lectura fácil y amena, llena de enseñanzas de la vida y metáforas. No son libros de auto-ayuda, pero muchas veces de mi vida me ayudaron más que ellos. Libros como “Juan Salvador Gaviota” (Richard Bach), “El mundo de Sofía” (Jostein Gaarder) o “El Principito” son mucho más poderosos que cualquier libro del estilo “Deje de sufrir” o “Las 10 maneras de tener una vida feliz”. 



El Alquimista” es otra de esas historias que tienen algo nuevo para contar cada vez que se relee. Funciona como una guía espiritual para reflexionar sobre la importancia de perseguir un sueño y que nada en el mundo nos prohíbe volver a empezar y superarnos.

¿Quién alguna vez no se sintió como Santiago, el humilde pastor con corazón de guerrero? Un caminante recorriendo el mundo en busca de un tesoro, siguiendo las señales de la vida para escribir su Leyenda Personal

Cuando quieres algo, todo el universo conspira para que realices tu deseo” 

Esta frase le sirve como leit- motiv para todo el relato. El protagonista, luego de un repetido sueño, se embarca en la aventura de su vida, recorriendo el norte de África en un viaje tan emocionante como peligroso.

Muchos le critican a Coelho que su escritura es demasiado infantil, simple y básica. Yo la encuentro mucho más profunda que algunas cosas escritas de forma “complicada” sin sentido. Coelho tuvo una juventud muy turbia: pasó por psiquiátricos, experimentó su sexualidad junto a las drogas (en plena época hippie), y admitió que llegó a maltratar a su pareja. Hoy en día es uno de los escritores más rentables y vuelca muchos de sus errores y aprendizajes al papel.

Entre su vasta bibliografía, tengo pendiente leer “El camino del Arco”, que me lo recomendó una muy buena amiga. Además me interesa su última producción: “El Aleph” (2011), una historia metaficcional donde el protagonista es el mismo escritor. Por lo pronto, el book tráiler (que ahora están tan de moda) es simplemente IMPRESIONANTE y llama la atención:



Muchas veces relacionada con lo oculto y lo misterioso, aun hoy se discute si la alquimia fue real o no. Hay sospechas de que la alquimia pudo iniciarse en Egipto con la búsqueda del conocimiento, y fue la precursora de la química moderna. Tiene sentido que “El Alquimista” se ubique en esa zona geográfica. Claro que Coelho usa la alquimia de forma simbólica, como un disparador para relatar su historia. La alquimia era el estudio de la transformación de la materia. “Para poder crear algo -decían los antiguos alquimistas -  es necesario entregar algo del mismo valor”. Se llama intercambio equivalente y es la base de la alquimia. Esto funciona como una metáfora muy poderosa para la vida misma. Todo lo que queramos en la vida exige un sacrificio. Para llegar a hacer algo necesitamos dedicarle tiempo, esfuerzo y perseverancia.


Igual que el ajedrez, la alquimia es un recurso literario que otros autores han explotado bastante.  La tempestad”, de Shakespeare, es una obra claramente influenciada por la magia y la alquimia. Unos doscientos años más tarde, Victor Frankestein emplea una suerte de alquimia para crear vida. Gabriel García Marquez también aprovecha los recursos que brinda el realismo mágico para su aclamada (y eterna) novela: “Cien años de soledad” (1967). Allí, un alquimista (Melquíades) le agrega surrealismo a la historia. 

Más cercana a nuestro tiempo, la obra de Harry Potter utiliza muchos de los principios de la alquimia en su universo mágico. La búsqueda de la Piedra Filosofal y la aparición de Nicolas Flamel en la primera entrega es el más conocido.





Adornado con preciosas frases y mucha simbología. “El Alquimista” un libro ligero pero óptimo para la reflexión. No por nada es el más conocido de Paulo Coelho. Tiene menos de 200 páginas (se lee en un par de horas) y capítulos breves. Lo más interesante es que es imposible que sus obras te dejen indiferente. Podes amarlas u odiarlas, aunque lo más probable es que sea lo primero. ¡Un libro muy recomendado para todas las épocas, género y edades!


► ¿Qué pensás de "El Alquimilista"? Dejame tus opiniones y comentarios en el blog, ¡y no te olvides de seguirme en mi página para novedades!



 

“Lo que ahoga a alguien no es caerse al río,
sino mantenerse sumergido en él”

(“El Alquimista”, Paulo Coelho)

4 comentarios:

  1. Muy bueno Lu...
    saludos !

    ResponderEliminar
  2. Hola Luciano, creo que el libro nos ha causado sensaciones y reflexiones muy similares. A partir de ahí cada uno lo tiene que llevar acercar a su vida en la manera que crea más oportuna.

    Al igual que tú lo recomiendo; es un libro que hay que tener. Yo lo he tenido muchos años en la estantería, hace no mucho por mi situación personal, decidí leerlo. Como bien dices, no es un libro de auto ayuda, pero sí te hace reflexionar. No creo que nadie que lo haya leído no haya pensado en releerlo de nuevo.

    Ya que citas algunos libros (De "El mundo de Sofía" estoy enamorado, aprendí filosofía con él. Lo quiero leer, pero tengo que estar mejor, porque creo que a ese libro sí hay que dedicarle muchas horas) que vienen a cuento por una razón u otra; hago una aportación "El monje que vendió su ferrari" de Robin Sharma. Yo estoy con él, pero he parado porque tengo miedo. He leído muchas reseñas y parece que ha "cambiado la vida" de mucha gente, yo me hago la pregunta... ¿y si a mí no me sirve?. Afortunadamente, voy a hacer un viaje y aprovecharé para seguir con él. Veremos como acaba el asunto.

    Un afectuoso saludo.


    Chema.

    Desde www.lunasnoches.blogspot.com

    ResponderEliminar
  3. Gracias Chema, muy interesante tu aporte. "El Mundo de Sofía" es una de mis libros preferidos, vengo posponiendo un post sobre el desde hace tiempo. De hecho, Jostein Gaarder es el autor de mi libro más preferido de todos (El misterio del Solitario).

    Agendo el libro de Sharma que me recomendás para leer un poco al respecto y quizás leerlo... no lo tenía.

    Un saludo grande y espero que puedas seguir navegando por mi blog! =)

    ResponderEliminar
  4. Por supuesto que escribío en dos semanas porque la historia ya escrita , NO EN SU ALMA, sino el EL PRINCIPITO, de Exupery. Coelho lo que hace es recrear la misma historia, Así es fácil..

    ResponderEliminar

Quizás te pueda llegar a interesar...